No pocos discos se fraguan poco antes de verano y aparecen de repente en menos de un mes ya sea como flamantes producciones veraniegas o en forma de anticipo de producciones más extensas. A continuación proponemos un resumen de algunas de las propuestas más sonadas. No están todas las que son ni son todas las que están. Pero por una u otra causa tienen un algo que despiertan interés en nuestra redacción.

Primero le meteremos mano al disco de Familia Real. Quizá no era el momento de sacar este trabajo. Silver y Pistol llevan tanto tiempo metiendo bulla con sus diferentes proyectos en conjunto que ahora mismo esta recuperación no causa ninguna sorpresa, al menos en Canarias. De hecho es complicado discriminar entre lo que hacen ahora, lo que han hecho antes y posiblemente lo que nos depararán sus compromisos de futuro. Para un ignorante como yo, y para quienes desconocemos el pasado de la banda y sus hits puede que este disco sea algo decepcionante. Apenas suena al punk de la época y a pesar de ser ciertamente contestario es poco creíble. Eso sí, no deja de ser un producto de marcado caracter canario y no es mal trabajo. Arreglos vintage y una buena carga de efectismo y efectivismo para revitalizar a una de las bandas que fueron leyenda olvidada del underground canario. http://www.los80pasanfactura.com/familia-real2.html

Glasherz es otro proyecto que vuelve a la carga. Tras la marcha de Sergio Torres de este singular dúo de pop electrónico, ignoramos si Moril B. seguirá adelante con la carga del grupo. De momento Glasherz lanza 'Cellophane Sea'. Un preciosísimo tema a modo de single con tintes retro y melodías épicas y apasionadas, muy cercanas a las flamantes e inolvidables tonadillas de la música electrónica de los años 80.

 

Brutalizzed Kids también vuelven al candelero. Muy pronto sacarán su esperado nuevo disco. Pero de momento nos sirven un epé de adelanto en el que incluyen tres temas; 'El diablo es devil', 'Christian' y 'Bastian, dos remezclas de los dos primeros a cargo de ITIBS y Dj Jonay, y dos vídeos, aunque también han distribuído un tercer vídeo por las redes sociales. Este adelanto se nos antoja un poco más contemporáneo que sus predecesores. Más moderno y bailable, más incisivo y sin embargo accesible. Un buen avance que nos pone los dientes largos a la espera del disco completo.

Otro que vuelve es Pablo Meneses (Moral Femenina) a través de su nuevo proyecto Superbibliam, y al igual que Brutalizzed kids lo hace bajo el paraguas de una conjunción de dos sellos discográficos 'Los ochenta pasan factura y El Hombre Bala Records'. A pesar de la simplicidad de este single de Superbibliam, en el que encontramos dos temas '7-9-11-13' y 'No tardará en brillar el sol', asimilar este trabajo requiere cierta dosis de paciencia y un buen par de escuchas. Así a la primera y en frío no entra. No sabemos lo que Pablo nos quiere decir con unos temas a priori tan desnudos y fríos, casi descuidados. No hay mimo ni intención. Hay que darle un par de vueltas al disco y escuchar entre líneas. Descubrir ya no solo la calidad de los versos, sino la emoción desgarradora que se oculta entre los temas. Porque créanme, existe. 

Otro Pablo, EvilMrSod vuelve también a las andadas con un nuevo single. Un explosivo 'Atom Bomb' en su línea de metal acústico y descarado que complementa con 'Post-punk Pre-folk, fuck off', una exuberante pieza de aires folkies igual de irreverente.

Hay más... Pumuky han acabado de perfilar los temas para su próximo disco, Amenofis el Cenobita está inmerso en un proyecto de metalizar y actualizar su hip hop terror. Los Cassavetes de Rubén Hernández ya en el estudio y Ojalá Muchá saliendo de él. Bikini Invaders publicarán en octubre su 'We Believe in the Hype', Trinidad también editará su epé de debut para el próximo septiembre. Y además un par de sorpresas que nos quedan en la recámara para analizar durante este mes en Pólvora Canaria, como las nuevas propuestas de Sito Morales y de Ida Susal. Movimiento hay, nos esperan unos buenos meses cargados de grandes noticias para la música en las islas. Permanezcan atentos.

Un verano movidito