Esta noche la Asociación Christian y Manuel, un centro ocupacional para discapacitados, celebrará esta noche un gran cena benéfica en el Casino de Santa Cruz, con el objeto de recaudar fondos para la remodelación y adaptación de la primera  vivienda tutelada de la asociación, que tendrá cabida para 13 usuarios.

La cena se amenizará con diversas actividades, como serán varios sorteos, la actuación del Cuarteto de jazz & swing de Esther Alfonso, actual violista de la Orquesta Sinfónica de Tenerife, o la del cómico y monologuista Yeray Díaz. También se aportarán una presentación del proyecto al que van destinado los fondos, y como colofón final se subastará una camiseta original de la Selección Española de Fútbol, firmada por todos los jugadores y donada por Vicente del Bosque, Socio de Honor de esta asociación.

El precio de las entradas es de 30 euros, y los puntos de venta son el Real Casino de Santa Cruz, Dicky Morgan Vintage Boutique (C/ San Agustín, 75.  La Laguna, 922 26 70 64), TACOA Cervecería y Restaurante (Ctra. Gral. del Norte, 122. El Sauzal, 922 56 41 73) y el periódico alemán Wochenblatt (Plaza del Charco, Edif. Rincón del Puerto. Puerto de la Cruz, 922 38 12 78)

La Asociación Christian y Manuel nace como respuesta a la grave carencia de plazas y centros con estas características en Tenerife. El propósito es crear un espacio donde acoger, estimular, educar, dar terapias y ofrecer una inserción laboral a personas con discapacidad, con el consiguiente e importante refuerzo de la autoestima.

Las actividades que oferta la Asociación son varias: agricultura ecológica, una pequeña granja, un picadero, terapias diversas, como equinoterapia o hipoterapia, musicoterapia, logopedia, risoterapia, fisioterapia-gimnasia y teatro. Además, dada la gran capacidad de la finca donde se ubica la asociación, hay posibilidades de acoger a un buen número de participantes. De hecho, el enclave es un terreno rústico, aunque ubicado al pié de la Ctra. General, por lo que es de fácil acceso.

El concepto del proyecto es el de lograr un centro que se autoabastezca en su totalidad. Para ello se pondrán a la venta las hortalizas, frutas y hierbas aromáticas que cultiven los usuarios, así como huevos de la granja. Asimismo se impartirán clases particulares de hípica fuera de los horarios de las actividades y en los fines de semana. Dada la capacidad de la finca (7.000 m2) se aprovechará el terreno para cultivos de demanda actual. Se propondrá el alquiler de las instalaciones para la realización de talleres y seminarios a otros centros de iguales o similares características, incluyendo salud mental, centros de menores, tercera edad, violencia de género, etc.

gravatar

0 Comentarios