Se suspenden las actuaciones de 'Dos hombres solos' en Tenerife

El mal tiempo ha provocado la suspensión de la actuación de la comedia “Dos hombres solos sin punto com… ni ná”, de la compañía jerezana Teatro Sí Jerez, en los escenarios tinerfeños este próximo fin de semana. La alerta roja por fuertes vientos decretada en el archipiélago hace imposible la llegada de los actores y los materiales necesarios para el desarrollo del espectáculo, por lo que se cancelan las funciones previstas mañana sábado en el Teatro Los Realejos y el domingo en el Leal de La Laguna. Teatro Sí Jerez lamenta cualquier inconveniente que provoque esta suspensión, y confía en retomar en breve la representación de “Dos hombres solos sin punto com… ni ná” en Tenerife.

Más información: www.teatrosijerez.com - Facebook: TeatroSiJerez   -

Amparo Bou 635 78 18 56


El éxito del boca a boca

La comedia 'Dos hombres hombres solos sin punto com... ni ná', de la compañía Teatrosí, vuelve a Tenerife con dos funciones en el Teatro Cine de Los Realejos, el día 29 de noviembre, y una en el Teatro Leal el día 30.

Teatrosí es una compañía pequeña y modesta, con pocos medios, que se formó en 2001 precisamente para representar esta obra, que estrenaron en una pequeña sala jerezana el 15 de noviembre de ese año “con la única intención de hacer reír aun grupo de amigos”. Tras un enorme éxito en cafés teatro y pequeñas salas andaluzas, el boca a boca del público los llevó a llenar teatros andaluces durante meses y de gira por toda España, y hasta la fecha no han dejado de representarla. Es un espectáculo fresco y descarado, basado en la improvisación, en el que los dos protagonistas, interpretados por Javier Vallespín y Manolo Medina, compañeros de piso, invitan al público al salón de su casa; no se sabe lo que va a pasar cada noche, por eso cada función en distinta que la anterior y el público repite año tras año.

Javier Vallespin

Dos hombres solteros comparten piso. Uno trae el dinero a casa. El otro, muy afeminado, se encarga de las labores domésticas siempre con su delantal y un abanico. No son pareja, de hecho ninguno de los dos es homosexual, pese a lo que afirman las habladurías del vecindario. La convivencia entre dos personas tan diferentes provoca toda una serie de situaciones que derivan en la carcajada, con ese humor gaditano tan característico, provocando constantemente la complicidad del público.

Manolo Medina

gravatar

0 Comentarios