"Evolucionar no significa siempre ir hacia adelante"

¡Si supieran lo que hemos tenido que pasar para quedar con Kike Perdomo y hacerle esta entrevista!. Afortunadamente quedamos bien con el saxofonista, como amigos, unos días antes de la puesta de largo de su impecable ‘Roots’ en el Teatro Guimerá de Santa Cruz de Tenerife, y con la suficiente antelación para que nos hablara de este disco, y de su próximo concierto, pero también de su trayectoria, sus quehaceres y de sus pareceres para con el mundo que le rodea.

Así que la primera pregunta giró en torno a su alocada agenda de conciertos y sus viajes,.. el resto de cuestiones fueron cayendo durante una amena conversación.

Lagenda.- Kike, es imposible quedar contigo. ¿Tanto viajas como para no tener un hueco para nosotros?

Kike Perdomo.- Realmente sí, perdona. Estoy en plena gira de presentación de ‘Roots’, últimamente ha pasado por Madrid, Bilbao, Fuerteventura, ...ahora en Santa Cruz y más tarde a Lanzarote… y los que vayan cayendo. Pero aparte también tengo viajes para colaborar con otros proyectos. Como una banda de Noruega con la cual esperamos hacer un concierto en Tenerife y otros conciertos con grupo en Nueva York donde me gusta tocar al menos una vez al año. Además también me muevo por mi vertiente de sindicalista en el mundo de los profesionales de la música. La semana pasada estuve en Madrid para un acto en defensa de la cultura.

L.- Pues sí que es verdad. Suponemos que estarás hasta el gorro de viajar.

K.P.- Cuando se trata de una gira sí que disfruto viajando, aunque “todo es por cuestiones de trabajo” me siento muy afortunado de trabajar en lo que me gusta y en lo que quiero hacer. Me encanta viajar por proyectos que tienen una auténtica demanda como cuando hice los directos del ‘Acoustical Funk’ en E.E.U.U., pero me siento igualmente comprometido con un proyecto como ‘Roots’ con el que estoy muy cómodo y que es el producto que siempre he querido hacer. Es un disco donde se complementan mis gustos por el lenguaje del jazz y el de los directos.

L.- ¿Cómo has visto el jazz en todo el planeta desde tu perspectiva de viajero?¿Crees que ha evolucionado?¿Se escucha menos jazz ahora que antes?

K.P.- Hay muchos debates abiertos sobre el jazz. Para mí es un estilo de música único. Ha aportado la posibilidad de personalizar e improvisar, pero también de desarrollar facultades y técnicas. La fusión es el jazz y creo que está más vivo que nunca. En mis viajes he visto de todo, gente que investiga y evoluciona el género y otros que prefieren disfrutar recreando el jazz clásico, pero sobre todo mucha fusión… con rock, con folclore…

La fusión es el jazz y creo que está más vivo que nunca. 

L.- En Canarias sabemos mucho de esto, ¿no?… por cierto ¿Cómo ves la escena en las islas?¿Hay cantera?

K.P.- Por supuesto. Desde que comenzamos a poder comunicarnos con el lenguaje del jazz en Canarias siempre ha habido proyectos de fusión relacionados con el folclore, como aquel inolvidable proyecto Jazz Borondón con José Carlos Machado. Hay una enorme base para el jazz en las islas. Hay músicos muy jóvenes y muy potentes, Emilio, Natanael, Idafe y muchos otros… Pero también han sido parte de una generación que ha tenido que salir de aquí para estudiar este género porque la administración no ofrece soluciones. En España hay tres escuelas superiores dedicadas al jazz. El Conservatorio de Música de Santa Cruz, por el que me siento muy preocupado, ha intentado hacer un esfuerzo por llevar este estilo a las aulas, pero creo que no lo han hecho del todo bien. La solución que han aportado me parece un despropósito.

L.- ¡Vaya! Qué cosas. Vemos que para este disco y esta gira te apoyas en colaboradores canarios, pero también en gente de fuera ¿Cómo te sientes colaborando con otros.. y cómo cuando colaboran contigo?

K.P.- Para mí es muy importante tener gente afín, sobre todo a nivel personal, me aporta mucho más que solo tener músicos que sepan tocar las notas. Cuando mis colaboradores son gente de fuera doy por sentado que son unos monstruos y que existe una exigencia lingüística ( a nivel musical), en cambio con la gente de aquí tienes otra información que compartir, muchos son también monstruos, pero hay otro nivel de compromiso. Cuando colaboro con alguien intento aportar todo lo que puedo. Es la mejor forma de avanzar.

Web oficial de Kike Perdomo

Para mí es muy importante tener gente afín, sobre todo a nivel personal, me aporta mucho más que solo tener músicos que sepan tocar las notas.

 
L.- Dando un repaso a tu discografía vemos que este es tu décimo disco como líder y que tus colaboraciones son prácticamente innumerables.

K.P.- Los músicos de jazz han sido por tradición muy promiscuos, son pocos los que han podido quedarse y mimar a un solo proyecto. Contamos diez si contamos también mis primeros discos como autoría compartida, así como lo que hice de world music con gente como Richard Bona, Fabiola o Torsten de Winkel. Cuando colaboro con gente como Chuck Loeb o Chano Domínguez es otra historia pero no dejo nunca de aprender. El día que piense que no estoy aprendiendo me convertiré en el gilipollas que algunos piensan que soy.

El día que piense que no estoy aprendiendo me convertiré en el gilipollas que algunos piensan que soy.

L.- Ya será menos. A quienes nos gusta escuchar percibimos un cierto estilo en la forma en que Kike Perdomo interpreta el saxo. ¿Es así realmente o te adaptas a las necesidades de los demás?

K.P.- Yo desde dentro no lo percibo. Sí que hay gente que me dice que no sueno a otros. Pero para ser honestos te diré que no me lo planteo. Ni siquiera me doy cuenta de si mi estilo, si es que lo tengo, evoluciona o involuciona. No creo que evolucionar signifique ir siempre hacia adelante. A veces me veo recurriendo a recursos del pasado. No me importan las modas. Sí que es cierto que antes era más eléctrico y que ahora me refugio en sonidos más orgánicos y armónicos. Lo que no me gusta hacer no lo hago. La música debe servir para conectar con uno mismo.

No creo que evolucionar signifique ir siempre hacia adelante. A veces me veo recurriendo a recursos del pasado. No me importan las modas.

L.-¿Cómo planteas tu próximo concierto en el Guimerá y como animarías a la gente para que acudiera a descubrir ‘Roots’?

K.P.- Será un concierto muy especial porque llevaré el mismo formato de quinteto que utilizo en este disco y se sumará algún invitado especial. Interpretaré el ‘Roots’ entero y añadiremos algunas composiciones del ‘Celebrate Brooklyn’. Creo que si hay un concierto que hay que ver de Kike Perdomo es sin duda el de la gira de ‘Roots’, porque se presta a todo. Hay bloques muy compactos y otros más abiertos así que más les vale venir porque seguramente no lo repetiré mucho por aquí.

 

Y así acabamos esta conversación con una de las leyendas del jazz en Canarias. Un prestigioso músico capaz de vérselas con virtuosos de todo el planeta y de crear auténticas maravillas sonoras como las que encontramos en este nuevo disco. Un personaje histórico de la música en las islas y un tipo muy crítico y preocupado además por la buena salud de nuestra cultura. Larga vida y ‘Roots’.


Si necesitan más información sobre Kike pueden acudir a su web oficial  http://www.kikeperdomo.com o a su perfil de facebook 

gravatar

0 Comentarios