Clownic turist

"El pueblo que no se ríe es porque no tiene cultura"

El Festival Internacional Clownbaret, FIC, ofrece durante estas semanas en Canarias una muestra impresionante de compañías que giran, ahora poco, eso sí, por todo el planeta con flamantes espectáculos relacionados con el mundo del circo en general y el clown en particular.

Una de las grandes apuestas de FIC 2020, además de su labor por mantener seguro al público que acude a las muchas actividades propuestas, es la de contar con Clownic, conocida antes por ser la segunda compañía de Tricicle y que ahora vuela sola con 'Turist (or not turist)'.

Clownic ya estuvo el pasado 11 de octubre en el Teatro Guiniguada en Gran Canaria dentro de la programación de FIC y estará este jueves 15 de octubre en el Teatro Leal de La Laguna.

Para entender un poco más la filosofía e inquietudes de esta compañía catalana hablamos con Gerard Domènech, uno de los miembros de este infame trío escénico que aceptó generosamente las preguntas de Lagenda de Tenerife.

 

 

Lagenda.- ¿Ha servido de algo a Clownic el confinamiento?

Gerard Domènech.- Pues como para mucha gente para perder trabajo. Pero más allá de eso, y también como para otros muchos, para poder respirar y reflexionar. Nos ha dado tiempo para que Clownic nos veamos más, hablar más y preguntarnos cómo estamos haciendo las cosas. Analizar a fondo la compañía y trazar estrategias, contando, eso sí, con que tendremos restricciones como para un año. También pensando en alternativas como en crear espectáculos de calle, así que quizá podamos ver en un futuro un Street Clownic, ya veremos.

L.- ¿Qué tal la vida después de Tricicle? ¿Se hace cuesta arriba esa independencia o han tenido las mismas facilidades?

G.D.- Tras Tricicle evidentemente no es lo mismo. El apoyo empresarial no es ni de lejos el que teníamos antes, ahora no contamos con una producción y distribución desde el mismo Passeig de Gracia. Es más trabajo para nosotros, pero también era necesario. Las comparaciones son difíciles porque Tricicle sigue siendo nuestra máxima influencia, pero aun así hemos querido caminar solos y explorar caminos diferentes, a nivel artístico casi que no tiene que ver nuestra forma de trabajar, vivimos como en un impás pero muy motivados.

L.- Ahora que el turismo está en una posición delicada ¿Creen que es más necesario reírse de la situación?

G.D.- Sí que lo habíamos planteado y ¡telita! En 'Turist' se refleja el turismo de masas y por supuesto somos conscientes del drama que se vive con esa situación. De hecho, al igual que en Canarias, Clownic trabaja muy cerca de ciudades receptoras de un turismo similar como Reus, Salou o Cambrils, pero tenemos en cuenta que la gracia está en el otro lado. Nos transformamos de personas en turistas y hemos visto la singularidad de esos personajes que todos hemos visto, familias despistadas, turismo de pulseras..., lo último que queremos es que se nos pongan a llorar durante el espectáculo.

L.- ¿Qué tal han visto al público? ¿Es más complicado el feedback cuando hay una mascarilla por delante? ¿O la gente ríe más fuerte?

G.D.- Por muy fuerte que se rían, la risa nos llega amortiguada. Es todo muy marciano, no sabemos de dónde llegan las risas y tampoco podemos ver las sonrisas, pero sé que para el público también es muy extraña la situación. Lógicamente el feedback no es el mismo y se nota mucho, pero sí que es cierto que la gente viene con más ganas al teatro, es como si al verse amordazados tuvieran ganas de disfrutar el doble, y eso sí que lo notamos.

la gente viene con más ganas al teatro, es como si al verse amordazados tuvieran ganas de disfrutar el doble

L.- ¿Se mima al mimo dentro de la cultura escénica?

G.D.- El mimo a día de hoy sigue siendo un hermano pequeño del teatro, pero nos gusta que sea así. Tricicle le dio un impulso brutal a la disciplina y por eso los idolatramos, pero en el mundo de la comedia sí que parece que el teatro gestual tiene poco valor. Aun así lo importante es saber que la gente se ríe con estos espectáculos y que si no se ríe no es nuestro público. Soy de la opinión de que el pueblo que no se ríe es porque no tiene cultura.

L.- ¿Lo de que el cuerpo es un lenguaje universal es una realidad? ¿Se tiene el mismo éxito con los mismos gags en diferentes partes del mundo? 

G.D.- El lenguaje del cuerpo es el mismo en cuanto a las emociones. Estar triste, contento..., sí que es afín a todas las culturas, quizá algún gesto como el de alzar el dedo del medio pueda resultar más conflictivo en países como Gran Bretaña, pero quizá se note más en las onomatopeyas. Un perro no dice guau ni un pato cuac en todos los países, así que intentamos informarnos un poco por si cometemos alguna inexactitud, aunque sólo son detalles.

L.- ¿Hay algún espectáculo que haya tenido más éxito y que lo tomen como referente para los siguientes?

G.D.- Aunque pueda parecer prepotente puedo asegurarte que nuestro mejor espectáculo es el último. Con 'Turist' nos vemos más cambiados, hemos redescubierto estructuras y fórmulas para organizar los gags. El trabajo de mesa ha sido muy arduo. Lo hemos pensado y repensado y eso lo notas cuando lo pones en contacto con el público. Quizá en algún momento nos dimos cuenta de que faltaba alguna pieza para que todo fuera mejor, pero fue fruto de ese trabajo anterior. Estamos muy orgullosos de cómo funciona.

En 'Turist' nos vemos más cambiados, hemos redescubierto estructuras y fórmulas para organizar los gags

L.- ¿Qué convierte a una persona en payaso? ¿Lo somos todas?

G.D.- Todas somos un poco payasos. El payaso consiste en sacar al niño que llevas dentro, pero con la sabiduría y las emociones que te ha tocado vivir. Es poder mantener esa inocencia infantil pero con la mochila cargada del aprendizaje de un adulto. En los talleres que estamos impartiendo ahora redescubrimos cómo la sociedad nos conduce a esconder lo feo y tratamos de desafiar esos conceptos, jugar con ello, aceptar la frustración y aprender a reírnos de la vida real.

L.- Aunque ahora es complicado aventurarse, ¿cómo ven el futuro del mimo?

G.D.- El futuro del mimo está en la evolución. Marcel Marceau hizo su propia revolución de la misma forma que lo hizo Tricicle, mezclando la comedia con sus propias personalidades. Nosotros también nos aplicamos esa enseñanza y usamos y experimentamos con otras técnicas más allá de la pantomima, como hablar sin decir una sola palabra y por supuesto mezclar con otras influencias para conseguir algo nuevo.

L.- Un poco de mímica para terminar… ¿Con qué gesto describirías 2020?

G.D.- Pues haciendo un calvo. Sé que es políticamente incorrecto pero la situación lo merece. No estoy muy seguro de que esta situación nos sirva para ser mejores personas, aunque creo que estaría bien poder congelar este momento en el tiempo y revisarlo en el futuro para darnos cuenta de que fuimos unos mediocres.

Festival Internacional Clownbaret FIC 2020

Vuelve el color, la diversión y la magia del circo y los payasos del 9 al 18 de octubre

 

Más info y entradas

‘Turist’ de Clownic estará en las tablas del lagunero Teatro Leal este jueves 15 de octubre a las 20:30. Las entradas, a precios entre 8 y 12 euros, pueden adquirirse a través de la plataforma Entradas a tu alcance
 

Sobre Clownic

Clownic es una compañía de teatro gestual cómico, con una exitosa trayectoria profesional, que se nutre del estilo Tricicle para crear sus propios espectáculos con una máxima que siempre les ha acompañado: “Una risa cada 10 segundos”. Utiliza el lenguaje universal del humor sin palabras para mostrar sus espectáculos en cualquier rincón del planeta. Clownic fue creado por Tricicle para llevar sus grandes éxitos a más teatros de los que el famoso trío podía abarcar. Tricicle, uno de los mejores grupos de teatro de humor sin palabras del mundo, ha estado unido a Clownic durante 18 años. Después de haber cumplido la mayoría de edad como compañía, deciden independizarse de sus padres teatrales (aunque todavía quedan para comer los domingos).

En el 2011, ya bajo el sello de Gagman Produccions, estrenan una nueva etapa creando espectáculos propios. 'Turist (or not turist)' es su tercer espectáculo tras los exitosos 'Ticket' y 'Jobs'.

 

 

gravatar

0 Comentarios